Caso Cooperativa del Camp Llutxent – Otos: Una apuesta inteligente por las carretillas eléctricas

Hoy celebramos un nuevo éxito de las carretillas eléctricas BYD. Esta vez nuestras contrapesadas convencieron desde el punto de vista operativo y financiero a la Cooperativa del Camp de Llutxent – Otos (Valencia).

La cooperativa de este pueblo valenciano, que ya probó una contrapesada BYD la última campaña de cítricos en 2016, ha querido apostar por nuestras carretillas eléctricas dando un paso hacia el ahorro y la productividad.

En este sentido, a pesar de que en el pasado empleaba máquinas de doble equipo de batería de plomo-ácido, hoy la Cooperativa del Camp de Llutxent – Otos ha comprendido que ha llegado el momento de que el mundo agroalimentario incorpore tecnologías más eficientes y limpias que le permitan avanzar y diferenciarse sin perder de vista la rentabilidad.

Una apuesta inteligente que se ha materializado a través de la adquisición de dos equipos BYD Forklift y el alquiler de tres carretillas eléctricas más para la presente campaña 2017/2018.

Este cambio les permitirá ahorrar miles de euros cada año. Y es que la contrapesada de BYD, la mejor máquina del mercado, cuenta con una batería de litio hierro – fosfato que además de ser más segura para el trabajador y respetuosa con el medio ambiente, no precisa de mantenimiento, ni de cambio de batería, ni de agua destilada ni de sala de cargadores.

Otro de los puntos clave en la toma de decisiones por parte de la Cooperativa del Camp de Llutxent – Otos es la carga ultra rápida de BYD. Esta permite a la cooperativa valenciana el empleo de estas máquinas eléctricas durante dos turnos completos de trabajo. Y es que solo hace falta poco más de una hora para que el equipo se cargue al 100%.

¿Y tú, aún no conoces las carretillas eléctricas BYD? Di sí al ahorro, a la seguridad, al medio ambiente y a la productividad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CAPTCHA